viernes, 19 de septiembre de 2014

Extrañando a



1 comentario:

  1. Te escribo recostada en mi cama, extrañándote como siempre.
    Hoy me encuentro vacía sin saber mucho que hacer por estos días en que no te puedo ver, siempre es así, a veces creo que la espera me vuelve un poco loca de amor porque extrañarte es lo más bonito y triste que me ha pasado.
    Te extraño a pesar de que conversamos a diario.
    Te extraño porque no puedo mirar tus ojos de tierno enamorado.
    Te extraño cuando el viento se cuela por mi ventana, el frío me envuelve y me recuerda que no estás aquí para abrazarme.
    Te extraño, siempre te extraño, tus palabras, tus caricias, tus besos, nuestras conversaciones y tus divertidas ocurrencias que me hacen tanto reír.
    Te extraño cuando camino por la calle y quisiera ir tomada de tu mano.
    Te extraño tanto que a veces quisiera no extrañarte, no porque no te quiera sino porque tengo miedo de quererte tanto.
    Te extraño.... siempre te extraño.

    ResponderEliminar